Cuaderno

Publicado: 11/04/2015

Votos

Antes de prometerte cualquier cosa, me prometo no fallarte, porque decidí no apartarme nunca de tu camino, precisamente cuando me di cuenta que eres la mejor persona que conocí después de tantos años.

Mis sentimientos, lo poco que tengo y todo lo que he aprendido, así como la razón de mis actos, te los entrego a ti bajo la promesa de ser tu compañero en todos y cada uno de los días de mi vida, porque eres la dosis exacta que me alienta a ser un mejor hombre.

Te ofrezco mi fuerza, te ofrezco mis ganas y mis sueños, para que tomados de la mano hagamos de esta unión un hogar, a dondequiera que vayamos.

Te garantizo que siempre serás esa novia a la que tenga que conquistar a diario, aunque ya seas esposa, y aunque más adelante alguien te llame mamá, o incluso cuando te corresponda consentir a tus nietos.

Pero pase lo que pase, bajo un Sol radiante o con el cielo forrado de nubes grises, con salud o sin ella, el juramento más grande que te haré ante Dios, este individuo con el peor corte de cabello y la mejor novia es, precisamente, ser la misma persona que conociste, de la cual te enamoraste y con la cual te casaste.

¡Comparte esto!
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someoneShare on LinkedInShare on Tumblr


Arriba ↑
  • Publicidad

  • Twitter

  • Facebook

  • También estoy en…